Mi historia de amor

Mi historia de amor lésbico: “Empecé la universidad pensando que era hetero”

Esta es una carta a la única persona que me ha hecho sentir algo nuevo y diferente y que jamás había sentido con otra persona.

“Yo soy hetero”, eso es lo que me decía a mí misma antes de empezar la universidad. Pues bien, actualmente, tengo 24 años, estoy con una chica (es la segunda novia que tengo), después de haber tenido algunas relaciones con chicos, pero os aseguro que nunca me había sentido tan, tan, tan bien y tan enamorada de alguien…

Os explico por qué:

Ella…

No me juzga, no me critica, no me señala, no me manipula, sólo me escucha, me comprende, me aconseja y me apoya, sólo eso. Simple pero vital, me hace ser yo misma, no me siento incómoda, al contrario, me siento mejor que nunca desde que la conocí, nunca me había sentido así de bien ni conmigo misma ni con ninguna otra pareja.

Es la única que ha conseguido hacer mi camino más llano, sin piedras, poniendo el viento a mi favor, sí, de esa manera, notando cómo el viento me acaricia la cara y entra el aire limpio por mis pulmones.. Qué frescura, qué tranquilidad, que fácil se hace todo.

historia de amor lesbianas realElla…

La única que me ha atrapado el corazón con sus manos y me lo cantrae fuerte, rápido, lento, flojo, suave, a su manera, como le da gana. Hace que mi sangre revolotee por todo mi cuerpo, noto cómo se calienta, cómo pasa por todo mi cuerpo, llega a mi cabeza con una inyección de deseo, nublándome la vista y observando sólo su cuerpo lleno de pecas, obsesionándome con querer juntarlas todas con mis labios y comerme alguna por el camino.

Ella…

Sólo ella es capaz de desconcertarme y dejarme con una sonrisa de tonta al mismo tiempo cuando es ella quien cree más en mí que yo misma, cuando me empuja a conseguir mis sueños si yo no creo en ellos, cuando descubre algo nuevo en mí que ni yo conocía… Me sorprende cada día con cosas tan simples como una sonrisa por la mañana en la cama cuando aún duerme y la despierto con un “Buenos días, mi amor”, con un abrazo tierno, intenso, sentido y sincero que aparece de la nada, totalmente inesperado, cuando menos me lo espero, con un encuentro de manos a las 04.30 a.m. en medio de las sábanas y edredones mientras estamos durmiendo.

Continuamente me hace saber que está ahí, me hace saber que me quiere, me hace saber que me acepta tal cual soy, me respeta.

Creo, en mi caso ha sido así, que es muy difícil encontrar una amiga, una pareja y una amante en una persona y que te aporte tanto. Me siento muy feliz y afortunada.

TE QUIERO TANTO… Sabes que demasiado…”

Lume

Envíanos tus historias de amor a info@mirales.es




There are 4 comments

Add yours
  1. Kicka

    1000% identificada con el caso, es como si lo hubiera escrito yo, lo único q agregaría en mi case, es que en mi interior aunque yo me quería creer hetero, yo sabía perfectamente que no era así. Pero hoy agradezco a la vida que ella sea mi amiga, pareja y amante.
    Es padre saber que hay mas afortunadas.
    🙂


Post a new comment

Click to Hide Advanced Floating Content
 
Click to Hide Advanced Floating Content
 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies