laurel y rachel tarta boda

Lo que sucede cuando te niegas a hacer una tarta de bodas a una pareja de lesbianas

Hace ya unos años, en 2013, Rachel y Laurel Bowman-Cryer fueron a la Panadería Sweet Cakes, a encargar su tarta de boda. Todo iba perfecto hasta que Aaron y Melissa Klein, los dueños, se negaron a venderles un tarta de boda a una pareja de lesbianas. Ellas decidieron comprarla en otra pastelería pero les denunciaron ante las autoridades por discriminación.

Aaron y Melissa tienen su pastelería en Gresham, en el estado de Oregón, y han apelado ante la Corte Suprema de EEUU después de haber sido multados por negarse a hacer el pastel de boda con 135.000$. Obviamente, los propietarios no han estado de acuerdo y decidieron llegar al organismo legislativo más alto de Estados Unidos.

La petición fue presentada este lunes 22 de octubre por los abogados de los propietarios de Sweet Cakes by Melissa.

La multa que les fue impuesta en 2015 vino de la mano de la Oficina de Labor e Industrias de Oregón, después de que se descubrió que habían violado la legislación estatal contra la discriminación.

Un tribunal de apelaciones de Oregón confirmó la orden, y el Tribunal Supremo del estado se negó a escuchar el caso. Según informes, los propietarios de la panadería presentaron el caso ante el tribunal más alto de Estados Unidos, pidiéndole que anule los $135.000 que se le ordenó pagar a la pareja por daños emocionales. Sin embargo, la Corte Suprema de los EEUU solo revisa alrededor de 150 de los aproximadamente 7.000 casos que recibe cada año, lo que significa que los cambios en esta demanda son escasos.




There are no comments

Add yours

Click to Hide Advanced Floating Content
 
Click to Hide Advanced Floating Content
 

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de análisis. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies.
Más información sobre cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies